Álbumes Bootleg Entrevistas Listas

Bootleg Presenta: Alex Anwandter

Las expresiones artísticas más certeras y honestas conectan con el acontecer individual respecto a su contexto y circunstancias históricas, políticas y sociales. Es así como Latinoamericana aterriza en los momentos coyunturales contemporáneos de la política y sociedad de América Latina.

El trabajo de Alex Anwandter se ha caracterizado por su discurso de carga y compromiso social, que empata con la efervescencia de las revoluciones modernas; son proyecciones introspectivas que se manifiestan como herramientas de función y carácter historiográfico.

Platicamos con Anwandter para profundizar con respecto a su nueva producción musical, su postura política actual, la identidad latinoamericana en el extranjero, sus influencias musicales mexicanas y el futuro de su proyecto artístico.

Latinoamericana es un híbrido entre hacer un homenaje histórico y, al mismo tiempo, crear música propositiva semi-futurista que se nos negó en Sudamérica en las dictaduras. Fue una cosa muy rara que me inventé, de escuchar grupos como los Talking Heads y de descolonizar mi raciocinio con respecto a ellos (…), es una propuesta de lo que podíamos haber sido si no estuviéramos en constante obstaculización con nuestro continente.

Lados B: ¿Qué te ha hecho politizar aún más el discurso en Latinoamericana con respecto a tus trabajos anteriores?

Alex Anwandter: Me da un poco de risa porque, en las primeras entrevistas que empecé a hacer, describía a este disco como un disco mucho menos político y han salido titulares que lo señalan como “el disco más político”. La verdad es que no lo pienso tan político pues lo concebí más que como una exploración histórica-poética de temas que me interesaban; conectarlo más con historia que con temáticas que yo nombraba más explícita e implícitamente en mis dos álbumes anteriores. Sin embargo, siento que también hice una especie de conexión personal política al aprender a hablar sobre mis cosas y de, simplemente, no desconectar ambas esferas. Muchas veces estoy hablando de cosas tremendamente personales, pero como no hago esa desconexión puede darse una lectura errónea. Para mí, fue algo así como trazar una especie de hilos invisibles entre el colonialismo, las dictaduras, el neofascismo actual…, es una especie de experiencia compartida.

Lados B: Es que Latinoamericana ha llegado en un momento coyuntural, por eso ha impactado de esta manera…

Alex Anwandter: Pero, ¿sabes que? Curiosamente, me pasó lo mismo con Amiga, el álbum anterior, que empecé a escribir en 2013 y que, cuando salió en el 2016, el feminismo y los temas de género estaban muchísimo más en los medios masivos. Daba la sensación de que yo estaba con una especie de checklist viendo de qué se habla en ellos, pero no fue así. Detrás de la inclusión de las canciones en portugués de este nuevo disco o una reflexión completamente distinta, el disco salió y ahora está lo de Bolsonaro y da la impresión de empate con estos acontecimientos.

Lados B: ¿Cómo te sientes con el recibimiento internacional que has tenido en los tiempos recientes de tu trayectoria artística?

Alex Anwandter: Bien… siempre me tomó eso con un poco de extrañeza, como una sorpresa. Y yo creo que es así por el hecho de venir de Chile, que queda casi como que “nos caemos del mundo”. Siempre es una experiencia sorprendente para nosotros cada vez que se nos presta atención. Es como venir de Islandia, supongo.

Lados B: Hablando de este reconocimiento internacional y visualización artística y cultural de Chile y, en general, de Latinoamérica, recientemente el género urbano ha impactado fuertemente en la escucha exterior y, justamente, trabajos como Latinoamericana presentan otro enfoque de esta evidencia de identidad musical hacia el extranjero. ¿Cuál es tu opinión con respecto a estas dos perspectivas de impacto latino?

Alex Anwandter: Yo siento que, sin desvalorizar el género del reggaeton, pues lo encuentro perfectamente válido y tiene gente talentosa como en cualquier otro, considero que hay un fenómeno muy asociado a temas de mercado y que los gringos o el capitalismo vieron un nuevo territorio comercial algo que explotar: 40 millones de personas que hablan español en Estados Unidos; un mercado gigante en su propio país. Me parece que no viene de la mano de una nueva valorización de la identidad latina, es más bien una manera de ganar plata para mucha gente, en lugar de ser una manera de eliminar prejuicios o racismo.

Latinoamericana es un híbrido entre hacer un homenaje histórico y, al mismo tiempo, crear música propositiva semi-futurista que se nos negó en Sudamérica (te hablo del cono sur) en las dictaduras. Fue una cosa muy rara que me inventé, de escuchar grupos como los Talking Heads y de descolonizar mi raciocinio con respecto a ellos porque los gringos nos mandaron un dictador por diecisiete años y nos negaron la posibilidad de tener a nuestros Talking Heads; es una propuesta de lo que podíamos haber sido si no estuviéramos en constante obstaculización con nuestro continente.

Lados B: Siguiendo con Latinoamericana, en la mayoría de las canciones es posible aterrizar su significado fácilmente. Sin embargo, me llama la atención que no he logrado interpretar lo que buscas decir con “Vanidad”. Detecto que refiere al deceso de un ídolo, pero: ¿a quién o a qué le cantas en esta canción?

Alex Anwandter: Es una mezcla de personas o figuras en mi vida; figuras no tan públicas. Pero también se entremezclan dos temas: la vida de artistas y la búsqueda constante de una validación externa como motor de tu vida, y el costo que puede tener eso sumado a casos famosos y no tan famosos de ocultar la sexualidad. Es como una receta para una vida muy triste; como “el clóset” más grande del mundo. Es también un canto a mí mismo de lo que no quiero hacer en mi vida, y un poco de lo que tengo. Las canciones de Latinoamericana son sobre exploraciones más que sobre mensajes.

(…) claramente, la izquierda ha sido negligente con muchas cosas; ha jerarquizado las necesidades de la gente y las opresiones, y en eso ha fallado (…)

Lados B: En Latinoamericana expresas distintas facetas y posturas ante lo político y lo social. Por ejemplo, en “Locura”, la indiferencia; en “Latinoamericana”, el rechazo y la esperanza. Sin embargo, ¿cuál es tu postura política certera con respecto al acontecer actual?

Alex Anwandter: El otro día leí una entrevista de una mujer afro-brasileña, una política. Ella hablaba de los feminismos como un remplazo de la izquierda tradicional. Se me hizo muy interesante esa lectura del feminismo como interseccional en el sentido que, claramente, la izquierda ha sido negligente con muchas cosas; ha jerarquizado las necesidades de la gente y las opresiones, y en eso ha fallado. Ha perdido mucho atractivo para mucha gente. Por otro lado, también siento que este fascismo actual no tiene nada de nuevo. Que la semilla del fascismo ha estado siempre presente en el ser humano, viene por olas y, en este caso, responde a décadas de avance y de progreso para nosotros. Basta que haya un par de crisis dentro del gobierno que representan o que dicen representar esta minoría, que ni siquiera somos minoría: las mujeres no son minoría, la comunidad LGBTI ya no son minoría, pero la narrativa es que lo somos. Y vienen estas otras figuras pseudo-autoritarias masculinas a defender todo lo que se ha perdido para esa gente que es violentada por argumentos completamente irracionales y sucede lo de Trump, lo de Bolsonaro, que son fenómenos súper complejos. Mi posición, más que adherirse a un movimiento político en específico, es de resistencia y confrontación.

Lados B: Latinoamericana habla sobre las heridas de América Latina. Lo relaciono mucho con el texto de Eduardo Galeano: Las venas abiertas de América Latina… 

Alex Anwandter: Justo estaría en la bibliografía del álbum…

Lados B: …Claro, justo lo conecté muy bien con ese libro. Hay canciones de tu nueva producción que me parecen alentadoras como “Finalmente”, en la que dices: “No, no tengo miedo”. ¿Cuál es tu visión? ¿Crees que es esperanzador el futuro que nos depara? 

Alex Anwandter: Hay una frase de Martin Luther King que traduce la emoción que rodea este disco: “El arco moral de la humanidad tiende a inclinarse hacia la justicia”. Es como una especie de visión histórica de cómo vamos progresando. Mi lectura de esa frase no es que tienda automáticamente a inclinarse: hay que pelear por eso. Y esa sensación, que quizá es un poco indecente de mi parte, esa angustia es la que recorre la mayor parte del disco. También es una angustia no porque me invente cosas: comenzaron a pasar un montón de cosas por todos lados, desde Europa hasta Estados Unidas. En México se salvaron, no sé cómo; bueno, tienen este fenómeno de la Caravana (de migrantes), pero su presidente electo actual no es un fascista. Bueno, seguro que hay fascistas en la política local, pero es distinto tenerlos desde la posición más alta. Y la canción que mencionas tú, “Finalmente”, y también “Latinoamericana” son dos canciones con las que he sentido una especie de agradecimiento de la gente porque estén incluidas. Se me hace el único consuelo que encontré; esta fuerza de retrotraerse, un abrazo íntimo con un compañero, una compañera, y hacerse la promesa de sobrevivir en este tiempo. Y esas canciones son más ese gesto que una predicción política. No sé qué va a pasar, obviamente, pero sí tuve la fortuna de poder hacer gesto con alguien. Aunque no vaya a suceder, es una esperanza que es súper humana y súper necesaria. Ya se me pasó como la bofetada inicial del fascismo. Estoy en otro ánimo ahora; empecé a escribir canciones y lo tengo adentro; estoy a punto de publicar discos y ya no tengo adentro el sentimiento que tenía cuando escribí “Latinoamericana”. Así que quizá ya me desperté de esa bofetada violenta inicial; tengo otras emociones y otras estrategias que puedo inventar. Quizá eso puede suceder.

Lados B: Continuamente hablas sobre tus influencias musicales. Aprovechando tu visita a México, cuéntame, ¿de dónde viene y por qué tu fascinación con Juan Gabriel?

Alex Anwandter: Sin exagerar, me parece una de las personas más talentosas que han existido en la historia de la humanidad. Tenía un talento avasallador que venía desde otro lugar muy mágico; es una cosa muy misteriosa que me hace encantarme y re encantarme con mi profesión con tan sólo pensar que yo trabajo en lo mismo que esa persona. También, supongo que me genera una especie de orgullo entender la cultura de donde viene eso que la narrativa primermundista llama sentimentalismo, pero yo lo llamo emoción profunda, lo cual es una cosa súper latina y me fascina. De hecho, intenté entrar en eso en varias canciones de los discos que he hecho; es una especie de emoción pura muy intensa, muy linda y que toca a la gente. Me gusta también, en un nivel macro, no sólo hacer eso. No digo que Juan Gabriel sólo hiciera eso, porque sí tenía mucha conciencia social a pesar de que la mayoría de sus canciones son de amor, pero hay ingredientes dispersos en él que delatan su visión…

Lados B: He visto que has estado escribiendo música nueva. ¿De qué hablan esos nuevos materiales?

Alex Anwandter: La verdad, no estoy en lo absoluto preparado para hablar de lo nuevo que estoy haciendo; estoy dejando que salga primero. Hacer un disco se trata como de esculpir una cosa; darle forma. Ahora no sé qué forma tiene todavía. Sé que no se parece a lo que he hecho anteriormente. Es un poco la manera en la que trabajo, tanto conceptual como emocionalmente: como reacción a lo anterior. Tiene mucha energía lo que estoy haciendo, eso es algo que me sorprendió.

Lados B: Finalmente, ¿qué vamos a poder ver y escuchar en tu presentación del jueves y, en general, en esta nueva gira de promoción de Latinoamericana?

Alex Anwandter: Yo creo que lo que vean depende casi en un 50% del público. Nunca he entendido a los conciertos como un “yo parándome en el escenario a ponerle play a mi álbum”. Es una especie de experiencia en conjunto que varía mucho según la energía del público. Obviamente, estaré ahí tocando mis canciones, pero no sé qué pasará. Yo creo que estará súper entretenido, pues hace tiempo que no vengo y estoy con una especie de incertidumbre muy sana porque es la primera vez que tocaré estas nuevas canciones en vivo. No sé si me saldrán tan bien pero siempre hay que tocarlas una primera vez. Es como una especie de primer beso que, aunque no sea el mejor beso del mundo, algo tiene de especial.

Lados B: Yo creo que saldrá espectacular. Siempre presenciamos cosas muy gratificantes de ti en vivo y en directo.

Alex Anwandter: Ojalá que sí, muchas gracias.


 

No te pierdas a Alex Anwandter en la presentación de Latinoamericana el1° de noviembre, en SALA Puebla.

Los precios son los siguientes:

  • General $450
  • VIP $550

vYcz67-Q-1-820x1024.png

 

Donación

Lados B es un medio musical dedicado al melómano que todos llevamos dentro. Este es un proyecto llevado a cabo por un equipo de gente sumamente comprometida al contenido que creamos y, por lo tanto, a nuestra audiencia. Siempre estamos en búsqueda de oportunidades para crecer y ser un medio cada vez más destacado. Si te gusta nuestro contenido, considera hacer una aportación para ayudarnos a seguir trayéndote más. ¡Agradecemos siempre todo tu apoyo!

MX$50,00

Anuncios

0 comments on “Bootleg Presenta: Alex Anwandter

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s