Bootleg Reseñas

Forever Alone Fest 2K18

Creado como un espacio para la celebración del desamor y las desilusiones, el Forever Alone Fest (o FAF, para los cuates) nunca ha sido un festival soso. En su cuarta edición, el equipo de INTRSTLRS mostró que sí se puede lograr un evento exitoso fuera del molde, fuera de las convenciones y legítimamente único. En esta edición, el contraste fue parte fundamental del cómo se desarrolló. La Fortaleza, un antiguo almacén recuperado ubicado en la colonia Buenavista, adaptó sus interiores para acomodar una especie de “kermés” coronada por tacos, cerveza y una mezcla de gritos, melodías conmovedoras, proezas técnicas y viajes sonoros difíciles de olvidar.

Fiesta Bizarra

Bizarro(a) – al buscarse en español, hace referencia a algo espléndido, lúcido; algo notable en su presencia y porte. Al mismo tiempo, en su origen francés, refiere a lo extravagante, lo excéntrico, lo inesperado. En ambas acepciones, el quinteto originario de Trujillo, Perú, cumplió sin fallo en una presentación incomparable. A las 2:40 P.M., Fiesta Bizarra inauguró el festival con un set relámpago. La combinación agridulce entre math rock y tintes de screamo en la que permearon los gritos desgarrados de Yosefu dentro de la proeza instrumental de sus compañeros fue una grata sorpresa para los primeros asistentes del festival. Con alegría, los más entusiastas coreaban las canciones de los invitados, mientras que el resto tomaba el tiempo debido para admirar y moverse al compás agitado de su sonido. Al terminar, un público pequeño, pero animado, les despidió con fuerza, definiendo la pauta para el resto de las bandas.

 

Téléviser

Qué gusto dió el inicio de los invitados nicaragüenses. Las texturas que logran se desenvolvieron en distintas sensibilidades, pasando por una plétora de sentimientos que transportaban a un estado contemplativo e incluso nostálgico. Cada instrumento interactuaba con sutileza para la creación de un paisaje sonoro que hacía eco con el centenar de personas que les escuchaba, quienes viajaban junto a ellos en su interpretación. Ellos viven su música, lo que en su presentación nos invitaba a movernos y cabecear junto a ellos.

Con sus estructuras circulares, el espacio se llenaba con melodías cómodas y fáciles de digerir como “La Percha” y “País” , donde el  carácter constructivo de las piezas quedó plasmado ante todos. “Venimos del país del por qué no. Y esta última canción se llama “Hagamos ruido.” Con estas palabras marcaba el comienzo del fin de una presentación muy bien lograda, diametralmente diferente a su predecesor y a lo que continuaba. Su despedida bañada en distorsión es aplaudida en el momento, su última pieza haciendo honores a su nombre y, con humildad, se despiden para dar paso a la siguiente agrupación.

Quiet Fear

Partiendo de un espectro similar del cual terminó Fiesta Bizarra, los californianos abordan su música desde lo que es propio de la emoción, e incluso a la agresión primordial que se oculta de forma cotidiana. A los pocos minutos de la presentación, llega la canción de “Esperanza” como un golpe rápido. Contrastante en significado y ejecución, sus dos minutos son una locura emocional. Rápidamente, al terminar la canción, nos pide acercarnos, la pequeña apertura que había fungido como pit para los fotógrafos desaparece en favor de la cercanía. Es entonces que, sin mucha piedad, se desata de nueva cuenta todo el poderío de la banda, mientras que de forma esporádica surgían slams casuales en respuesta a la banda. Las canciones se mantienen entre los 2 y 3 minutos; oscilan sin complicación entre planos sentimentales distintos en el choque frío del cantante y la emotividad inherente de las composiciones. Con un fluir rápido, su set acabó emanando fuerza cruda, sin amortiguar.

Sad Saturno

Esta banda es la encarnación efectiva del festival. El cuarteto, bien recibido por un número creciente de espectadores y fanáticos dedicados, presentó sin fallo piezas altamente sentimentales sobre relaciones fallidas, las decepciones y todo lo que no pudo ser. Durante su set, se permitieron dejar el micrófono al aire para que el público terminara los versos de canciones como “Hotel cometa”, “Nunca sabrás que esta canción es para ti” y “Me aplicaste un Winnie Cooper”. La sátira agridulce de los gritos sentidos de Cheke Mondragón, junto con la continua referencia a símbolos de la cultura pop en las secuencias, creó en La Fortaleza un ambiente perfecto para el lugar. He de agregar que los samples de Volver al Futuro cuando se despedían con “Salven la torre del reloj” fueron uno de nuestros momentos favoritos de la velada.

Kinder

En lo que marcó la segunda fecha dentro del tour en México, –Migraciones del futuro-, este quinteto originario de Lima hizo lo suyo con una presentación altamente gratificante. Con un aproximamiento más digerible al post-rock, el paso de su presentación fue uno incremental. Induciendo a los escuchas con melodías reconfortantes, cada nueva pieza agregaba un nuevo nivel de complejidad a las texturas de su música. Desde “Punto de Fuga”, en donde el despliegue técnico de la agrupación se hizo presente con gran dinamismo y fluidez, hasta el momento de su lista en donde el uso de sintetizadores se unió al ambiente establecido, en una pieza bailable e hipnótica. Para despedirse, la banda tocó “Migraciones”, pieza homónima de su último álbum. Ésta, en cada compás, respiraba en un progresar rico en sentimientos e increíblemente orgánico en su cierre.

No Somos Marineros

Los nacionales más esperados dentro del festival realmente dejaron sin palabras a muchos y ganaron un lugar especial dentro de mi. Haciendo cumplir la hora pactada, su show repentinamente explotó. Sin mucho pensar por parte de los aficionados, se armaba un moshpit al centro del foro, al cual, en momentos, se integraba a la euforia también Kevin de INTRSTLRS. Alrededor de éste, unos brincaban sin decoro, mientras que, por otro lado, cabeceaban; los fotógrafos se movían entre el resto para captar toda la energía que desprendía la agrupación en el escenario. Con temas principalmente de Lomas Verdes y D’Arcy, el techo de lámina de La Fortaleza retumbó con los coros y gritos apasionados del público hasta el último instante.

Wohl

Desde Guadalajara, Wohl presentó también su propuesta particular de post-rock. Prefiriendo el uso del trémolo y el bridge picking en las guitarras, pintaron paisajes sonoros hermosos durante toda su presentación. Tanto atrás como al frente del escenario se respondía a su música; se veía a los miembros de No Somos Marineros bailando, a los miembros de Téléviser y al baterista de Quiet Fear aplaudiendo al final de cada pieza, y al resto de nosotros perdidos en las notas que nos brindaba el cuarteto tapatío.

LITE

Los estelares, en su segunda presentación en el país, dieron un show que sólo se puede empezar a describir como asombroso. La música, la entrega y la manera en la que conectaron con su público fueron magistrales. Con intrincadas melodías creadas por Nobuyuki Takeda y Kozo Kusumoto en las guitarras, acompañados de patrones rítmicos complejos gracias al trabajo de Jun Izawa en el bajo y Akinori Yamamoto en la batería, las piezas a forma de un cóctel de math rock nos embriagaban en lo que es equiparable a una fiesta sonora. Conforme seguía la noche, la conección entre público y artistas crecía; en el escenario y fuera de él, todos se movían al compás de la música y nadie realmente quería cortar con la magia del escenario. Cuando por fin llegó el momento de acabar, LITE agradeció de forma amplia la respuesta del público, quienes aún clamaban por una canción más. Con felicidad, la banda presentó su encore y, aproximadamente a las 23:12, el show terminaba por completo.

 

Tras una noche exitosa, capitalizado por la emotividad de su música, uno debe agradecer la existencia de un festival de tales características. Con sus respectivas limitaciones, el FAF en cada iteración hasta ahora ha sido un evento lleno de vida, memorable. Los miembros del “Staff bien feo” fueron maravillosos, así como el trato de los organizadores. ¿El festival es perfecto? No. No tiene que serlo. Y es por eso que con ansias esperaré la edición del año que entra.

 

Todas las fotos cortesía de @ Rodrigo Mondragón para Lados B

Anuncios

0 comments on “Forever Alone Fest 2K18

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s