Artistas Álbumes Canciones Listas

Los 7 Mejores Momentos de In the Aeroplane Over the Sea

Antes de la exposición mediática y las avalanchas de memes en 4chan, Neutral Milk Hotel fue una banda llena de altibajos, en los cuales su música nunca quedó en segundo plano. En 1991, The Elephant 6 Recording Company nace y, con ellos, una escena en la cual músicos y artistas independientes convergen hacia este sello musical para formar un colectivo dedicado a las propuestas independientes.

En los noventa y dentro de la prolífica escena independiente de Estados Unidos, muchas bandas habían emigrado al mainstream, dejando sólo a un puñado de personas dedicadas totalmente a su sonido. of Montreal, The Music Tapes, Marbles, Dressy Bessy y Neutral Milk Hotel eran las mejores cartas de presentación para Elephant 6, resaltando de sobremanera los últimos, que siempre se apegaron a un sonido totalmente enraizado a un sello producido por amigos y financiado por ellos mismos.

Con  Jeff Mangum a la cabeza, con el apoyo de Elephant 6 y con la distribución de Merge Records, Neutral Milk Hotel lanzó dos álbumes de estudio: On Avery Island y In the Aeroplane Over the Sea; destacando el segundo por su fuerte aportación lírica y sonora.

Con motivo de sus 20 años y de su legado tanto dentro como fuera de los círculos independientes, la escena siempre recordará y celebrará lo que In the Aeroplane Over the Sea demostró y significó tanto en su momento como hasta nuestros días. Estos son los siete mejores mejores momentos del indie album de culto por excelencia:

Welcome to /mu/. – Now get out I.

“The King of Carrot Flowers, Pts. Two & Three” – 1:35

Omitiendo la melosidad de la primera parte de “The King of Carrot Flowers”, su parte dos y tres son una incesante travesía sonora. Con un órgano sepulcral, seguido de unos crescendos fácilmente identificables, una de las mejores canciones de Neutral Milk Hotel salta ante nuestros oídos.

Contrario a lo que se cree, esta canción está totalmente leeejos de una canción sobre religión y de la figura de Jesucristo. En palabras de Jeff Mangum:

And I’m not preaching belief in Christ. It’s just expression. I’m just expressing something I might not even understand. It’s a song of confusion, it’s a song of hope, it’s a song that says this whole world is a big dream – and who knows what’s gonna happen.”

Amen to that.

 

National Anthem.

“In the Aeroplane Over the Sea” – 2:44

La inagotable cadencia de esta canción es equiparable a la de un navío en altamar. Pocas canciones experimentan y juegan con nuestros sentimientos como ésta. Iniciando con un pecaminoso sonido tan lejano de la realidad y denotando nostalgia con esa acústica incesante, la voz de Jeff nos hace divagar entre nuestro pasado. Y, hurgando en lo más profundo de nuestros sentimientos, no hay momento que se asemeje a esta sensación. Louvre debería tener esto en sus salas. Arte.

Triumph of the Trumpets.

“Holland, 1945” – 0:53

Líricamente inspirada en El Diario de Ana Frank, Jeff Mangum hace de “Holland, 1945” una desestimada obra de arte. Con un sonido totalmente lejano a este álbum, aunque cercano al anti-folk plasmado en On Avery Island, este pequeño momento resulta una gran bocanada de aire fresco dentro de la catarsis a la que “In The Aeroplane Over the Sea” nos expone.

Sin límites morales.

“Communist Daughter” – 1:14

Como si de un cíclico caleidoscopio se tratara, el background musical de “Communist Daughter” te teletransporta a las montañas cubiertas de semen descritas en la lírica de Mangum. Sin embargo, el plotwist de esta corta canción radica en su final. Volviendo al tópico de las trompetas, el sensible outro y su íntegra composición abren un oasis entre la pasmosa amalgama de sonidos con elementos naturales. Joya.

Nihilismo sexualizado.

“Oh Comely” – 5:31

Alto. Regresemos un par de décadas atrás y visualicémonos en nuestras aulas escolares -de nivel Primaria, para ser más exactos-. Evocando a nuestras maestras de Español, los principios básicos de un discurso narrativo son: inicio, desarrollo, clímax y desenlace. Vale, ya todo en orden. Dicho lo anterior, la dimensión que alcanza “Oh Comely” en el catálogo de Neutral Milk Hotel toma más relevancia.

Con un inicio completamente normal y adecuado para una banda que en la era pre-Internet nunca imaginó tener los alcances que actualmente tiene, construyen una de las canciones que, capa por capa, nos narra una historia. Un cuento.

En el desarrollo, muy bien estructurado, manejando una métrica y una lírica que muchos envidiarían en los noventa, Neutral Milk Hotel recrea un cuento lleno de un realismo tan crudo que, bajo los actuales cánones morales en los que vivimos, esta canción estaría bajo un escrutinio público permanentemente. Gracias, Internet.

Sin embargo, bajo un “know all your enemies”, Jeff Mangum nos lleva de la mano en un clímax digno de un cuento de los Hermanos Grimm. Tan lleno de texturas, traumas infantiles del propio Mangum y con una compleja primicia narcisista. Masterpiece.

Back to basics.

“Ghost” – 0:00

“Ghost” representa la honestidad del lo-fi y el futuro del neofolk que, con su parsimonioso dinamismo, nos acompañará hasta nuestros días. Bandas que con su calidez (Sun Kil Moon), su motivación (Red House Painters), su experimentación (The Microphones), su pragmatismo (Grouper) y su sinceridad (Mount Eerie) se vieron influenciadas por los sonidos de un álbum que significó ser el punto de partida para los grandes productos actuales.

SPOILER ALERT: ¡Nuevamente, una canción de Neutral Milk Hotel que está inspirada en Ana Frank!

Welcome to /mu/. – Now get out II.

“Two-Headed Boy, Pt. Two” – 4:02

El sonido más puro de una banda que puso al género en el escaparate, que supo cómo amalgamar el sonido más rústico y complementarlo con una alta gama de metales (saxofones, trompetas, trombones, gaitas, fliscornos y bombardinos) está intrínseco en su final track. La honestidad en la letra, por parte de Jeff Mangum y la maestría en la producción, por parte de Robert — no soy el actor — Schneider (The Apples in Stereo, The Olivia Tremor Control, The Minders, Beulah) hacen que recordemos a este álbum de culto en su 20 aniversario.

Aunque sea con memes.

 

Anuncios

0 comments on “Los 7 Mejores Momentos de In the Aeroplane Over the Sea

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s